circulacion-sanguinea

La pesadez de piernas, los calambres por la noche o la celulitis son algunos de los síntomas que determinan que alguien sufre una mala circulación sanguínea. Ese es un fenómeno mucho más usual de lo que se puede imaginar y para paliarlo, además del correspondiente tratamiento médico si fuera necesario, existe un amplio número de remedios caseros.

Uno de esos trucos ancestrales es llenar un recipiente con agua caliente en el que se haya disuelto pimienta roja. En él, a ser posible por la noche, introduciremos los pies y estaremos así durante un rato.

Mala circulación sanguínea

Otro de los remedios usados para acabar con esta mala circulación es hervir en una gran olla un kilo de cebollas en aproximadamente diez litros de agua. El resultado de esa elaboración lo añadiremos al agua de la bañera en la que nos introduciremos y disfrutaremos de ese baño durante, más o menos, diez minutos.

Además de estos existen una serie de consejos al respecto. Así, se recomienda ingerir alimentos ricos en potasio como puede ser el plátano, tomar una copa de vino al día y hacer ejercicio diario durante al menos media hora. Esta actividad física bien puede ser caminar o bien montar en bicicleta.

Efectivamente, sentirse frío todo el tiempo puede ser síntoma de mala circulación particularmente si las manos y los pies están muy fríos.

La coenzima Q10 puede ayudar a menorar la oxigenación de los tejidos y la vitamina E actua como anticoagulante además de mejorar la circulación.

Evite la cafeína, el tabaco, el acohol, el azúcar refinado, los cereales no integrales, fritos, carnes rojas y lácteos. También debes estar seguro de estar tomando multitud de acidos grasos esenciales como los que aportan los frutos secos oleaginosos, las semillas y los aceites de primera prensión en frío.

Hacer ejercicio físico es vital para tener una mejor circulación, así que haz un poco de ejercicio físico durante unos 40 minutos diarios y evita estar sentada por periódos largos de tiempo: levántate siempre que puedas y da un pequeño paseito.

Podemos estimular la circulación sanguínea vía externa: cuando tu piel esté seca, frótala o masajéala unos minutos antes de tomar tu ducha. Este masaje se ha de hacer en dirección ascendente hacian el corazón.

El estar siempre frío pueden ser síntomas de diabetes o de problemas tiroideos, por lo tanto, pídale a su médico que le examine.

Copa de vino

Asimismo se aconseja no consumir alimentos con demasiada sal, no vestir ropa ajustada y evitar comer aquellos productos que tengan mucha grasa saturada.

0/50 ratings